Blog de Psicólogos para Valencia y Online

Empieza aquí el cambio que buscas, te ayudamos a conseguirlo.

Duelo, qué es y cuáles son sus fases

duelo

Definición del duelo y características de sus etapas

Dentro de mi trabajo como psicóloga en Valencia y online, a menudo colaboro con diferentes medios de comunicación. En este caso, os dejo una colaboración para ABC Bienestar en la que hablo sobre el duelo.

Y es que, cuando una persona se enfrenta a un luto, generalmente, no saben lo que esperar o que emociones puede ir experimentando a lo largo del proceso.

Además, solemos asociar el duelo a la muerte de un ser querido, pero, como veremos más adelante, existen otras situaciones asociadas.

Por ello, en este artículo te explico qué es el duelo, qué fases tiene y cómo podemos afrontarlo para llevarlo lo mejor posible.

Qué es el duelo

Un duelo es un proceso que se produce después de un cambio. Solemos asociar el duelo a la pérdida de un ser querido, pero puede darse cuando vivimos otras situaciones como una ruptura de pareja, un cambio de trabajo o un cambio en el lugar de residencia.

El duelo nos sirve para cerrar algún momento de nuestra vida, asimilar la pérdida y orientarnos hacia una fase distinta

El luto produce emociones intensas y, casi siempre, desagradables. Por ello, asociamos el duelo a algo negativo y queremos que pase lo antes posible.

Es importante resaltar que el duelo es una respuesta psicológica adaptativa, es decir, es normal y necesaria. Querer acelerar el proceso sería un error, ya que adaptarnos a una nueva realidad siempre requiere tiempo.

A nuestra consulta de psicología en Valencia y online acuden personas buscado terapia para superar el duelo. Yo siempre explico lo mismo, podemos ayudarte a llevarlo mejor, pero el luto requiere su tiempo y esas emociones no se van a ir de un día para otro, de hecho sería contraproducente.

En mi experiencia como psicóloga también he trabajado con personas que han «tapado» sus emociones después de un cambio complicado. Lo que ha pasado es que, meses e incluso años después han sufrido ansiedad o depresión y han tenido que pedir ayuda profesional. Es como si metemos la suciedad debajo de la alfombra, puede parecer una solución temporal, pero al final, termina saliendo.

En qué situaciones podemos pasar un duelo

Algunos de los duelos más habituales serían los siguientes:

  • Cambios por maternidad/paternidad

Tener un hijo puede ser una experiencia maravillosa, pero la paternidad/maternidad conlleva una serie de cambios a los que debemos adaptarnos y que pueden ser difíciles de gestionar. Puedes llevar mal la falta de tiempo, el no llegar a todo, la reducción de la vida social, etc.

  • Crisis por fin de estudios

Cuando terminamos nuestros estudios nos sentimos orgullosos y realizados, aunque también aparecen otras emociones que no suelen ser tan agradables. Podemos tener ansiedad por la incertidumbre del mercado laboral o un montón de dudas sobre cómo orientar nuestra carrera profesional.

  • Adaptarnos a un cambio de trabajo

Generalmente, un cambio a un trabajo mejor o un ascenso son motivo de alegría. Sin embargo, en muchas ocasiones, un cambio positivo puede implicar pequeños cambios negativos. Por ejemplo, un trabajo que esté más lejos de tu casa y te quite tiempo de ocio, un jefe más exigente o menos contacto con tus compañeros/as.

  • Tristeza por cambio de ciudad

Un traslado de ciudad puede aportar emociones como la tristeza o la melancolía. Además, esta situación requiere un esfuerzo de adaptación aun nuevo lugar de residencia.

  • Fátiga pandémica, la adaptación a los cambios por la pandemia

En este vídeo de mi canal de youtube Laura Fuster Psicóloga os hablo del duelo adaptado a la situación de la pandemia por covid-19. En este caso, sufrimos un duelo de nuestro modo anterior de vida. En muy poco tiempo, tuvimos que adaptarnos a muchas nuevas situaciones (mascarilla, distancia social, teletrabajo, etc.), llegando a provocar en muchos casos fatiga pandémica.

  • Distanciamiento grupo de amigos

En nuestra consulta de psicología en Valencia y online, vemos muchos casos de personas que sufren por el distanciamiento del grupo de amigos. Debemos adaptarnos a una nueva situación en la que veremos menos a nuestras amistades o quizá estén menos disponibles por diferentes motivos.

  • Malestar por enfrentamiento familiar

A lo largo de nuestra vida pueden haber muchos cambios en las relaciones con nuestros familiares. Es habitual que aparezcan emociones negativas cuando nos enfrentamos a ellos.

  • Ruptura de pareja

Dejar una relación de pareja o que nos dejen es una de las situaciones que más asociamos al duelo. Existen muchas fases y las podrás llevar mejor con estos consejos que te explico en mi cuenta de instagram Laura Fuster Psicóloga.

  • Muerte de una mascota

Una de las situaciones que vemos en consulta últimamente es el duelo por la muerte de un animal de compañía. Y es que, en muchos casos, nuestras mascotas han vivido muchos años y momentos con nosotros y cuesta mucho despedirse de ellos.

  • Depresión por jubilación

En muchos casos, si la jubilación no se planifica, la persona puede caer en una depresión. Necesitamos un proceso de duelo para procesar el cambio de una vida laboral a otra en la que necesitamos organizar las horas libres que deja el trabajo.

  • Emociones asociadas a la infertilidad

Querer tener hijos y no poder es una situación que provoca emociones muy negativas. Debemos hacer un ejercicio de aceptación y enfrentarnos a la realidad, dejando de lado la idealización de una vida en familia.

  • No conseguir objetivos

El hecho de proponernos ciertas metas, como por ejemplo un ascenso en el trabajo, y no conseguirlo puede hacer que nos sintamos frustrados y tristes.

  • Diagnóstico enfermedad

Un diagnóstico de enfermedad tiene un gran impacto emocional en la persona que lo recibe. En este caso, la persona debe adaptarse a muchos cambios, por ejemplo actividades que no puede hacer, alimentos que no puede comer, etc. Además del miedo que produce la incertidumbre sobre la evolución de la enfermedad.

  • Cambios corporales

Si una persona sufre cambios en su cuerpo es habitual que necesite un proceso para acostumbrarse a su nueva imagen.

Etapas del duelo

Elisabeth Kübler-Ross fue la psiquiatra que describió las fases del duelo. Esta profesional de la salud mental, habla de 5 etapas que describen las emociones y pensamientos que a menudo experimentan que personas suelen en proceso de luto. La propia autora advirtió que es orientativo y no necesariamente deben pasarse todas las fases ni en ese orden.

fases duelo

Las etapas del duelo son las siguientes:

  • Negación: la persona no asimila la perdida y necesita un tiempo para procesarla.
  • Enfado: la frustración de un cambio puede llevarnos a sentimientos de ira.
  • Negociación: la persona no acepta la perdida y se plantea otras realidades y posibilidades que no hubieran llevado al resultado final.
  • Depresión: etapa de tristeza profunda.
  • Aceptación: asimilar la pérdida, convivir con el dolor e incluso, en algunos casos, obtener algún aprendizaje del cambio.

Cómo superar un duelo

Como comentaba anteriormente, el duelo requiere tiempo para asimilar la pérdida o el cambio. Es importante trabajar los pensamientos de arrepentimiento o culpa, ya que son los que nos pueden llevar a un duelo patológico.

Durante el duelo, debemos revisar las rutinas de las personas durante este proceso ya que es habitual que dejen de hacer actividades. La tristeza nos puede llevar a la apatía y no tener ganas de hacer nada, pero debemos intentar activarnos dentro de nuestras posibilidades para, poco a poco, ir consiguiendo momentos felices.

Durante el duelo también es importante que la persona exprese sus emociones y cuente con apoyo social, e incluso, profesional (psicólogo o psiquiatra).

Es importante que, si no te sientes bien, busques psicólogos para trabajar el duelo. La terapia cognitivo conductual puede ayudarte a llevar mejor el proceso de duelo y un psicólogo puede darte herramientas para gestionar los cambios y prevenir la ansiedad y la depresión.

Conclusiones sobre el duelo

Resumiendo, podemos vivir un duelo por múltiples situaciones. Entra dentro de la normalidad experimentar emociones desagradables y pasarlo mal un tiempo. Es importante no forzar el proceso e intentar que pase rápido. Si piensas que tu luto está durando demasiado tiempo, puedes pedir ayuda profesional. Un psicólogo puede evaluar tu caso en concreto y darte herramientas para llevar tu duelo lo mejor posible.

Para información sobre psicología, gestión emocional y autocuidado puedes seguirme en las redes sociales de Laura Fuster Psicóloga, instagram y youtube.


Escribir un comentario

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados con objeto principalmente de evitar descalificaciones o comentarios que puedan desvirtuar los temas que estamos tratando o el buen ambiente que tratamos de generar.

Asimismo, rogamos que evitéis hacer cualquier comentario que incluye información personal vuestra, aunque dado el caso, y para proteger vuestra privacidad, procederemos a eliminarlo de inmediato.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

uno + dieciocho =

ansiedad por la mañana

Ansiedad por las mañanas

Ansiedad matutina, cómo manejarla ¿Por qué tengo ansiedad por las mañanas?, ¿por qué me despierto y ya me siento nervioso? …

vuelta a la rutina

Vuelta a la rutina, cómo llevarla mejor

Consejos para la vuelta al trabajo En nuestra consulta de psicología en Valencia y online, aumenta la demanda de citas para …

que decir ansiedad

¿Qué decirle a una persona con ansiedad?

Frases para ayudar a una persona con ansiedad Muchas personas conviven con alguien que sufre ansiedad y no saben como ayudarle …