Blog de Psicólogos para Valencia y Online

Empieza aquí el cambio que buscas, te ayudamos a conseguirlo.

El síndrome de la silla vacía, cómo afrontarlo.

sindrome silla vacia

Superar la tristeza cuando falta un ser querido.

Cuando se acercan las fechas navideñas, muchas personas sufren el síndrome de la silla vacía y en ocasiones ni siquiera son conscientes de ello. A nuestra consulta de psicología en Valencia llega gente con síntomas relacionados con la depresión, como tristeza, apatía, cansancio, etc. Y es que, si hemos sufrido una pérdida (fallecimiento, divorcio, separación, etc.), es normal que en navidad se acentúe la sensación de nostalgia. Además, esta tristeza se agrava porque en estas fechas existe una obligación exterior de estar felices, pero estas personas no pueden porque les falta algún ser querido. A continuación te explico en qué consiste el proceso de duelo y cómo superar el síndrome de la silla vacía.

¿Qué es el duelo?.

El duelo es un proceso psicológico de adaptación que se produce ante la pérdida de un ser querido. Puede aparecer a raíz de un fallecimiento, pero también ante una ruptura sentimental o distanciamiento amistoso. En algunas ocasiones, puede no estar asociado a personas, por ejemplo, duelo por pérdida de empleo o de una casa.

La persona que está pasando un proceso de duelo experimenta emociones como la tristeza, la rabia o la culpa. El duelo es un proceso dinámico, por lo que estas emociones irán cambiando a lo largo del tiempo. Pueden ir combinadas con cambios a nivel conductual como cansancio, descenso del nivel de actividad, bajo rendimiento en el trabajo o estudios, etc.

El duelo suele durar entre uno y dos años y se caracteriza por una serie de fases: negación, protesta, tristeza, aceptación y aprendizaje.

duelo fases

Si estas pasando por estados intensos de tristeza, quizá tengas depresión, este artículo puede ayudarte a salir de dudas y buscar ayuda profesional si fuera necesario. Si tienes cerca a alguien que está sufriendo un proceso de duelo, en este artículo te explicamos cómo puedes ayudarle.

¿Qué es el síndrome de la silla vacía?.

El síndrome de la silla vacía consiste en una sensación de tristeza y nostalgia que se agudiza en determinadas épocas del año. Como comentábamos, suele estar relacionado con un proceso de duelo. Lo que vemos en nuestros pacientes es que, en un buen desarrollo de su duelo, existen fechas que les hacen intensificar sus emociones negativas. Por ejemplo, ante la muerte de un ser querido, la navidad les recuerda que esa persona ya no está y esto aumenta su tristeza.

Además, el propio nombre del síndrome es muy simbólico, ya que, en ocasiones, nos vemos observando una silla que no va a ser ocupada, rodeada de otras que sí lo están.

¿Por qué el síndrome de la silla vacía se acentúa en navidad?.

Ahora que ya sabemos en qué consiste este síndrome, es fácil deducir por qué se presenta especialmente en la época navideña.

Las navidades son fechas que están muy asociadas a pasar tiempo en familia. Por ello, cuando alguien no está se ve acentuada la sensación de pérdida. En nuestra consulta nos comentan «nos juntamos todos los familiares pero este año falta uno de nosotros, no va a ser lo mismo». Y es que, es normal que echemos de menos a las personas que han estado en nuestra vida y ya no están.

 

Además, los anuncios en la televisión, las personas con las que hablamos, las luces en las calles, parece que todo invita a estar feliz en esta época. Si no lo estamos, parece que desentonamos y podemos incluso sentirnos culpables o fuera de lugar, por lo que todavía se acentúan más nuestras emociones negativas.

tristeza navidad

 

En general, en nuestra sociedad existe una especie de obligación de estar siempre felices, lo que yo llamo tiranía de la felicidad, que se ha visto muy acentuada desde la llegada de las redes sociales. A esto se unen nuestros pensamientos «debería«, que nos obligan a sentir emociones que en este momento no tenemos.

Qué hacer para superar el síndrome de la silla vacía.

A continuación te damos una serie de indicaciones para afrontar el síndrome de la silla vacía.

  • No lo hagas un tema tabú.

En ocasiones, cuando lo estamos pasando mal, lo que menos nos apetece es hablar de ese tema en concreto. Pero la verdad es que es sano comentarlo y percibir el apoyo de los demás y sus experiencias sobre el duelo. Al principio es doloroso, pero reconforta y ayuda a sanar.

Es importante que busques apoyo en tus familiares y amigos, y, si es necesario, que busques ayuda profesional.

  • Sigue haciendo actividades.

Uno de los síntomas que se suele presentar en estos casos es la apatía, es decir, el no tener ganas de hacer actividades. Además, las que hacemos las disfrutamos mucho menos que antes. Esto es normal en un proceso de duelo. Aun así, debes esforzarte por hacer actividades que te resulten agradables (aunque ahora menos), ya que es importante que empieces a introducir cosas positivas en tu vida.

Por otro lado, es importante que te des permiso (sin obligarte) para sentir emociones positivas, para estar contento o reir en algún momento. Perder a un ser querido es doloroso, pero nuestra vida sigue y debemos intentar disfrutar de los momentos que puedan aportarnos bienestar.

  • Comparte tu dolor.

Muchas veces las personas de nuestro alrededor nos preguntan cómo estamos y respondemos «bien, gracias». Tenemos derecho a sentirnos tristes y así lo debemos comunicar. Si ocultamos las emociones negativas nunca podremos sanar y los demás no sabrán como ayudarnos.

  • Asocia esos momentos a cosas nuevas.

En cuanto a lo que a las reuniones familiares se refiere, es importante que no te aisles y asistas. Puede ser que al principio no te apetezca, pero seguro que sacas algún momento positivo. Además, necesitas asociar estas fechas a rituales y experiencias nuevas. Puedes plantear formas afectivas de recordar al ser querido que no está, como hemos comentado, hacerlo tema tabú no es bueno, podemos recordarlo desde el amor, apoyándonos unos a otros, siendo conscientes de que no va a ser un año fácil, pero que a la persona que falta nada le gustaría más que vernos felices.

Espero haberte ayudado a pasar estas navidades lo mejor posible. Para cualquier aclaración no dudes en ponerte en contacto conmigo.

 

 

 


Escribir un comentario

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados con objeto principalmente de evitar descalificaciones o comentarios que puedan desvirtuar los temas que estamos tratando o el buen ambiente que tratamos de generar.

Asimismo, rogamos que evitéis hacer cualquier comentario que incluye información personal vuestra, aunque dado el caso, y para proteger vuestra privacidad, procederemos a eliminarlo de inmediato.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

18 − 5 =

ser feliz

Cómo ser más feliz cada día con una sencilla actividad

Descubre cómo aumentar tu estado de ánimo fácilmente Unos de los problemas que más trabajamos en nuestra consulta de …

congreso sexo afectividad adolescente

Congreso virtual de sexo afectividad adolescente

Cómo explicar sexualidad y relaciones sanas a adolescentes Hoy os quiero hablar de relaciones de pareja y sexualidad en …

vuelta al cole

Vuelta al cole, pautas psicológicas

Consejos para una buena vuelta al colegio Llega septiembre y con este mes la vuelta al cole, deseada por unos y temida por …